top of page

La Justicia: El debería ser. justo y necesario.

Actualizado: 31 may 2018

La justicia inaugura la línea de las pruebas en medio del mundo primario del ego y del si mismo. Es el resultado de la experiencia de toda la linea anterior.


Hablar de Justicia es hablar de belleza. Es hablar de la diosa griega Afrodita y la diosa romana Venus. ¿Ambas hablan de lo femenino? No, más bien son diosas de lo estético, la belleza, la creatividad. En esencia lo bello es aquello que inspira, mueve sensaciones y emociones. Todo es bello. La justicia representa la belleza deformada como forma de poder, algo que llama la atención y resulta ser un elemento de manipulación que juzga lo que esta bien y lo que esta mal. Es entonces la esclavitud de la domesticación. Ya desde los griegos hubo una fascinación por el cuerpo, lo externo.

Es la experiencia del arquetipo del mago donde lo bello resulta una forma de agradar y captar la atención. El trabajó la imagen, polarizó todo en bello y no bello. Bueno, malo. Desde su necesidad de complacer, partiendo de supuestos de lo que quieren los demás y de manera egoísta dividió a la belleza.


La justicia es lo que hizo verdad y ley la suposición del mago. Crea de verdades que nacieron en supuestos.

Es la reina de la civilización, la cultura y la domesticación. Con su visión clara enseña y observa lo que corresponde hacer. Es el “debería ser”: Tiempo verbal Indicativo Condicional: Indica condiciones a partir la experiencia de la línea primaria. Su visión no es libre, esta atada a dicha experiencia.

Nos enseña de nuestro pasado. Es importante aprender de el. El problema es cuando lo sistémico y metódico entro en juego deformó todo.

Es aquella que tiene el verdadero poder. No es elegida por el pueblo sino por una elite. Define, juzga, decreta, tiene la última palabra. Puede llegar a ser el motor de todo método y sistema. Es quien administra la ley. Es jurisprudente: desde lo racional analiza, procesa y generaliza lo experimentado temporal creando leyes a partir de allí.


Es el numero 8. Su orden y dinamismo es dentro de un sistema encerrado en la experiencia de lo conocido. Es dinámica ante la injusticia.

Representa a aquellos organizados en papeles y con habilidades en el mundo de la palabra: abogados, diplomáticos, contadores, sistémicos, etc. La justicia tiene que ver también con el arte, el orden y lo visual en todo esto, los creadores de la estética: Estilistas, diseñadores, moda, etc. En aspectos laborales puede indicar orden en cuestiones legales y de papeles.

En la iglesia católica la culpa es la mayor justiciera. Representa a San Miguel Arcángel. Así como en el camino del héroe esta por encima del diablo. No es que lo elimina sino que lo pone en su lugar. Es quien ordena el inframundo y el cielo. En el africanismo representa a Xangó, quien decide sobre el bien y el mal. Maneja la balanza de la justicia divina.

La Justicia oprime nuestro ser. Es el inicio de la confusión que marca el mundo dual del arquetipo del diablo ubicado en su altar. Y es por ello que este último es el triunfo de esta línea del ego: Todo aquello que negamos toma el poder. Todo aquello que manipulamos y controlamos terminamos quedando sumisos a eso.


Con su balanza nos muestra la imagen del equilibrio de polos, nos manipula y detiene en ello. Nos divide en quienes realmente somos y quienes debemos ser según lo que corresponde. Para La Justicia la única manera de no caer en vulnerabilidades es controlando que todo se organice en la civilización y la cultura. Controla la ética y la moral con la excusa de lo jurisprudente conocido. Se dice que su espada esta manchada de sangre. Con ella nos da su veredicto, su castigo. Por justicia se han hecho guerras, se ha matado.

Nos enseña que somos dos personas en una y que tenemos que negociar con ellas, llenándonos de dudas y confusiones en el proceso. Es aquí donde empieza la construcción de ocultar mi sol, mi verdad. Es en lo justo y necesario que ella predica es donde comienza la formación de nuestra sombra, del mundo del arquetipo de la luna, donde el si y la verdad están eclipsados por ella.

Es un paso de nuestra evolución de conciencia importante. Es quien pone el límite al héroe en su etapa de carro y lo saca de su mundo egoico concéntrico. Es ella la que tiene el poder superior racional en esta tierra donde el carro no es el centro del universo. El héroe es como que hasta ahora estuvo adentro de su mundo-hogar primario. Con La Justicia también a aprende a comunicarse con el afuera en el sistema. Le enseña a como contactarse con la civilización y la cultura. Nos prepara también para la observación del arquetipo del hermitaño. Pudiéndola observar el héroe revela su rebeldía frente a ella y se da cuenta que puede salir del sistema una vez que contactó directamente con él.

En un año de Justicia es importante estar atentos en los efectos de nuestros actos y hacernos responsables de lo que estamos generando. Nos viene a ordenar, a mostrar con su mirada desde donde estamos viniendo, trabajar en lo que esta oculto y sacar la verdad en su totalidad, más allá de lo domesticado. Es por ello que es importante también estar alertas a no reprimirnos, rigidizarnos en lo que corresponde, en lo justo y necesario, en lo experimental vivido que resulta ser ley. Tal vez ponga todo en su lugar. Es importante no entrar en racionalizaciones, juicios, procesos mentales ni querer controlar y manipular nuestro sentir desde lo que debería ser.

SOMOS EN ESENCIA SERES EMOCIONALES NO MENTALES

¿SOMOS COMO DEBERIA SER O SOMOS?


Doble corona: La del mundo egoico del carro y una tiara con el tercer ojo que le da visión clara de lo conocido domesticado

Nos mira directamente de frente. Su mirada impone, nos puede llegar a intimidar.

Trono: Es el de la emperatriz que ya no esta tapado. Lo muestra segura

Torsada en cuello: Especie de collar que se logra girando, torciendo, tensionando y oprimiendo. Adorna y divide el azul y el rojo (lo emocional y el rojo). Sostiene la capa azul

Capa Azul: Jerarquía emocional. Es lo que muestra

Vestido Rojo: Es lo que le toca la piel. Es absolutamente racional

CONFLICTO EN SU DAR:

Mano derecha: Posee la espada, símbolo de poder en lo arquetípico. Su poder esta en su razón. Apunta al reino del éter. Se cree Dios en la tierra. La espada nos refiere también al manejo de la habilidad del mundo del aire: El poder de la palabra, (que puede ser filosa como la misma espada), y la comunicación.

Mano izquierda: Balanza. La emoción es manipulada en un equilibrio de opuestos. Esta todo controlado, su dar es manipulado y detenido con el equilibrio. La vasija derecha esta más cercana a ella que la de la izquierda. Ella tiene todo racionalizado pero parece sentimental por fuera.

No se ven los pies su ropaje es notorio como el de la hechicera y la emperatriz.

Pasto seco del lado derecho: Como en el arquetipo de la emperatriz lo natural en esta atmósfera se seca al equilibrar, controlar y manipular el sentir en pos del debería ser.


Comments


bottom of page