top of page

Tenochtitlan


Para hablar de esta ciudad no hay mejor manera de hacerlo que leyendo las cartas que Cortés le escribió a los Reyes, antes de que estos decidieran anular la energía, la civilización, la cultura y la maravillosa Tenochtitlan.

La carta dice: “tiene dentro un circuito todo a la redonda, muy gentiles aposentos, en los que hay muy grandes salas y corredores, donde se aposentan los religiosos que allí están. Hay bien 40 torres muy altas y bien obradas que la mayor tiene 50 escalones para subir al cuerpo de la torre; la más principal, es más alta que la torre de la iglesia mayor de Sevilla. Son tan bien labradas, así de cantería como de madera, que no pueden ser mejor hechas y libradas en ninguna parte porque toda la cantería de dentro de las capillas donde tienen los ídolos es de imaginería y zaquizamíes y el maderamiento es todo de masonería y muy picado de cosas de monstruos y otras figuras y labores todas estas torres son enterramiento de señores y las capillas que en ellas tienen son dedicadas cada una a su ídolo a que tienen devoción” (1522).

La pregunta es: ¿por qué la destruyeron? ¿Por qué destruyeron el templo mayor e hicieron una iglesia encima de él?

Tenochtitlan, significa “el pedregal donde abundan las tunas”. Te: significa piedra. Nochti: significa tuna, y tlan: significa abundancia.

Eso es todo.

No sólo es una ciudad, es el símbolo evolutivo de una civilización que se vio anulada por el imperialismo europeo. A medida que camines este libro, irás descubriendo otras verdades de esta joya.

Entradas Recientes

Ver todo

Palabras finales

Comenzar a proyectar este libro fue caminar de pasado a presente, ver cómo evoluciona el canal de conciencia. El amor de este camino, los miedos transitados, las culpas que se soltaron, el dolor que h

La honestidad en relación a la compasión

“Honestidad”: cualidad del que comparte grandeza. La honestidad se traduce en el trasmitir coherente a lo que uno piensa o siente. La pregunta aquí sería si cada vez que trasmitimos algo somos conscie

El ejercicio de la gratitud

Cuando me reconozco como tierra, como materia, acepto la abundancia y doy porque ya recibo, porque soy tierra, naturaleza. Aceptar la abundancia es decir que soy creativo, alquímico. Aceptar la abunda

Comments


bottom of page